Una simple bacteria, y adem√°s, de lo m√°s com√ļn, ha sido la responsable de un paso de gigante en el mundo de los boletus, una de las setas m√°s valiosas del mundo, econ√≥mica y gastron√≥micamente. Despu√©s de once a√Īos buscando la forma de ¬ędomesticar¬Ľ el boletus edulis para poderlo cultivar de forma controlada, la empresa palentina ID Forest ha encontrado una bacteria que favorece su producci√≥n.
La primera dificultad de este ambicioso proyecto, que empez√≥ en 2005, estaba en la propia naturaleza del boletus, un hongo micorr√≠cico que crece asociado a una planta y por tanto, no se puede cultivar como si fuera un champi√Ī√≥n. Por eso, el primer reto estaba en encontrar la planta perfecta para producir boletus, y despu√©s iniciar en el laboratorio un proceso de ¬ęimitaci√≥n¬Ľ de la naturaleza lo m√°s eficaz posible.

id forest
A√Īos de investigaci√≥n, junto a la C√°tedra de Micolog√≠a de la Universidad de Valladolid, que tienen su sede en Palencia, dieron como resultado la constataci√≥n de que la jara pringosa (Cistus ladanifer), un arbusto t√≠pico de zonas de Zamora y Le√≥n, era una estupenda productora de boletus edulis. Esto, como explica Jaime Olaizola, responsable de ID Forest, ¬ęsupuso un gran avance, porque esta jara produce boletus cuando solo tienen cuatro o cinco a√Īos, mientras que para que fructifique este hongo en un roble, un pino o una encina, tienen que tener entre 20 y 40 a√Īos¬Ľ.
Aprovechando las investigaciones de la C√°tedra de Micolog√≠a, ‚Äďque ha estudiado lo que ocurr√≠a en el campo y cuantificado las producciones de boletus‚Äď, y con el convencimiento de que era posible imitar en el laboratorio lo que ocurr√≠a entre jara y boletus, ID Forest se dedic√≥ durante varios a√Īos a domesticar la naturaleza. ¬ęCogimos plantas de cistur ladanifer y la cultivamos in vitro en el laboratorio¬Ľ, explica Olaizola. De forma paralela se cogieron boletus edulis de la misma zona y se hicieron cultivos de micelio puro de boletus. Despu√©s lo juntaron para conseguir la simbiosis perfecta entre el boletus y la planta, y una vez micorrizada en el laboratorio la planta, se cultiv√≥ en el campo.
De esta forma, el primer paso estaba resuelto. Se hicieron plantaciones experimentales en campo en Zamora y Le√≥n y solo hab√≠a que esperar cuatro a√Īos a que las plantas crecieran y los boletus fructificaran. Sin embargo, pasado ese tiempo, no hubo producci√≥n de boletus, as√≠ que, cuando parec√≠a que estaba todo perdido, ¬ędecidimos investigar m√°s para saber qu√© hab√≠a pasado, fij√°ndonos en lo qu√© ocurre en la naturaleza¬Ľ.
As√≠ comprobaron que adem√°s de la planta y el hongo hace falta un tercer protagonista para que se produzca la simbiosis micorr√≠cica, las bacterias. ¬ęEsto complica el proceso en el laboratorio, porque se introducen nuevas variables, pero es lo que ocurre en la realidad¬Ľ, se√Īala Olaizola.
As√≠ que empezaron a hacer ensayos introduciendo bacterias en el proceso de micorrizaci√≥n. Y la sorpresa fue comprobar que una bacteria concreta y muy com√ļn, la Pseudomonas fluorescens, ayuda en este proceso y mejora la micorrizaci√≥n. Tras muchos ensayos, ‚Äďque duraron m√°s de un a√Īo‚Äď, ID Forest ha seleccionado una cepa concreta de esta bacteria, la que tiene mayor potencial, ya que otras cepas eran nocivas y mataban la planta. Adem√°s de comprobar que esta cepa est√° tambi√©n presente en el campo, han certificado que su uso ¬ęduplica el nivel de micorrizacion¬Ľ, explica Olaya Mediavilla, que ha sido la encargada de hacer todos los ensayos y combinaciones posibles boletus-jara-bacteria. Un proceso ¬ęmuy lento¬Ľ en el que se han empleado distintos m√©todos, porque el boletus tarda mucho en fructificar, y hab√≠a que conseguir la planta en perfectas condiciones, un micelio puro y la bacteria m√°s eficaz. ¬ęProbamos con muchas bacterias hasta que dimos con esta¬Ľ, se√Īala Mediavilla.
La innovaci√≥n ha sido la aplicaci√≥n de las bacterias en el campo de los boletus, y el descubrimiento se ha publicado en la mejor revista cient√≠fica a nivel internacional del sector, Micorrizas. ¬ęEs la primera vez que se publica algo as√≠: una planta cultivada in vitro, una micorrizaci√≥n y el uso de una bacteria que lo mejore¬Ľ, resume Olaizola.
Y es que, a partir de ahora, trabajar con ¬ęuna simbiosis triple¬Ľ para mejorar la micorrizaci√≥n, ¬ęabre muchas posibilidades y puede ser un gran paso para conseguir fructificaciones, porque hasta ahora no est√°bamos contando con la bacteria¬Ľ, insiste Olaizola.
Ya se han hecho plantaciones en campo de plantas perfectamente micorrizadas. Pero habr√° que esperar tres o cuatro a√Īos para ver los resultados. Un plazo que en micolog√≠a ¬ęno es nada¬Ľ y menos si hablamos de boletus, que tardan mucho en salir. Mientras tanto, una vez visto que la clave est√° en la bacteria, ID Forest sigue trabajando buscando otras bacterias m√°s efectivas.
En cualquier caso, lo que est√° claro es que este m√©todo de reproducci√≥n del boletus es mucho m√°s sencillo, m√°s efectivo y menos costoso que el que se estaba empleando hasta ahora, inoculando el micelio del boletus en pinos y robles. De esta forma basta con poner las plantas en una tierra agr√≠cola de ph √°cido y esperar a que crezcan. Adem√°s en Castilla y Le√≥n, casi todo Le√≥n, Zamora, Salamanca, √Āvila y Palencia son zonas con un ph √°cido y por tanto potencialmente productoras de Boletus. Y fuera de esta comunidad, toda Galicia, Extremadura entera, Huelva, todo Portugal son zonas id√≥neas. ¬ęMedia Espa√Īa es acida. As√≠ que media Espa√Īa vale para producir boletus¬Ľ, sostiene Olaizola.
Todav√≠a falta por ver en qu√© cantidad se van a dar los boletus, pero 15 a√Īos de datos en las parcelas productoras naturales avalan el √©xito de este proyecto. Y es que, seg√ļn explica el investigador, hay rodales que, de forma natural, sin hacer nada, dan m√°s de doscientos kilos por hect√°rea. ¬ęAs√≠ que si controlamos el proceso, poniendo las jaras en perfectas condiciones y sabiendo que todas las plantas est√°n micorrizadas, es evidente que la producci√≥n se va a superar con creces¬Ľ. Un descubrimiento que abre todo un mundo de posibilidades, y con una de las setas m√°s apreciadas y m√°s caras del mercado, por las que se paga entre 20 y 50 euros el kilo.

 

Fuente: Diario de Soria

4 COMMENTS

  1. Desearia aprender a cultibar setas quisiera ponerme en contasto con bosotros para poder aprender un poco ya que que quiero poner una peque√Īa plantacion

  2. Enhorabuena por este trabajazo!!! Donde me puedo poner en contacto para saber mas sobre este cultivo me encantaría poder cultivarlas un saludo!!

¬ŅTe ha gustado? ¬ŅQuieres aportar alg√ļn detalle? ¬°Deja tu comentario!

Realiza un comentario¬°
Introduce tu nombre aquí